Construcción del ducto de la chimenea


Ya hemos realizado con éxito la construcción de la campana, previamente pulmón el área del hogar, la base y las patas de nuestra chimenea.

Ahora intentamos la construcción del ducto para comunicar los gases de la combustión al exterior de la casa.

El ducto por lo general es un tubo cuadrado alisado con mampostería de ladrillo, puede tener forma circular recta de materiales diversos como cerámica chapa o fundicion de hierro más a la actualidad acero inoxidable.

Como la intención es ubicar nuestra obra dentro de la albañileria tradicional, referiremos a cómo realizarlo de ladrillos de campo, pero es importante saber qué puede además de sustituirse por diferentes materiales, cambiar su geometría a nuestras necesidades, pudiendo tomar codos o desvíos, incluso comunicar con ductos colectivos.

Planteo

Levantar ducto
Uso de alambres a modo de regles

Primeramente, deberemos reconocer la zona por donde pasaremos el ducto, deberemos delimitar las partes de la estructura donde podemos pasar el humo, que ojalá tuviéramos en cuenta a la hora de iniciar la ma misma, pues es ahora donde podemos encontrarnos con pilares, vigas o partes de la estructura por las cuales no podamos pasar el caño de humos.

Los materiales

Como dije podemos usar múltiples sistemas y materiales para dar escape a los gases de la combustión, no obstante, mi preferido es el ladrillo, pues como acumulador de calor es excelente y si bien a diferencia de los metales necesita mucho tiempo para coger temperatura, es mucho más eficiente, por su masa para propagar luego de terminado el combustible calor.

Ladrillos
Ladrillos de cambio asentados con mezcla tradicional de albañilería

El cálculo de la cantidad de ladrillos es muy simple y nos basta con recordar que necesitaremos unos 57 ladrillos para construir 1 m2 de pared de ducto.

Aún más fácil si pretendemos construir el ducto de la imagen nos valeria con 102 ladrillos para alzar 1 metro de alto de tubo.

Para unir los mampuestos usaremos cemento de albañileria tradicional, podeis ver aqui como se prepara y donde instalaremos anclajes de metal usaremos cemento tipo portland en una proporción 3:1. Esto a fin de que los hierros no se nos oxiden a consecuencia de la permeabilidad del mortero de albañilería.

Puentes de unión

Es necesario, cuando se trate de viviendas tradicionales de mampostería, conseguir una eficaz unión entre las paredes y la chimenea, para eso no solamente realizaremos un acanalado donde introducir los ladrillos nuevos con la pared vieja, también instalaremos unos refuerzos metálicos cada 7 o 10 hiladas a modo de anillos para conseguir una mejor sujeción de la chimenea y la pared.

Ducto de la estufa
Ducto de humos por dentro

Usaremos hierro recocido de 6mm para estos anclajes, procurando realizar ganchos en sus extremos. Los instalaremos inter juntas usando cemento portland.

Procuraremos realizar una pared de canto o de testa junta a la pared original, para evitar escape de humos.

Estufa ducto
Salida al exterior del ducto de la chimenea

En este recaudo, deberemos intentar sellar perfectamente las juntas de los ladrillos para qué por estas no filtre igualmente humo. Preferiblemente revocamos la chimenea como medida extra.

Para terminar si fuera necesario instalaremos una tapa o beleta si necesitaramos mejorar el tiraje.

There is a Mobile Optimized version of this page (AMP). Open Mobile Version.

2 comentarios de “Construcción del ducto de la chimenea”

  1. Mi pregunta ee si las medidas del ducto de salida necesariamente tiene que tener ciertas medidas o puede ser mas grande de lo normal

    1. Debe cumplir las relaciones del plano. Para el modelo propuesto es 33×33 cm cilíndrico o cuadrado. Esto es para chimeneas de boca de menos de 1m2

Los comentarios están cerrados.