Roblón de aluminio

#3 formas de quitar Remaches

A diferencia de clavos tuercas y tornillos, el remache es una pieza no removible. Su uso es anterior a la soldadura y podemos clasificarla dentro de ese tipo de unión. 

El remache caliente o frío se enrasa con las piezas a unir por medio de orificios. La única forma de retirarlos es cortando o taladrando el botador.

La forma más habitual es cortar su cabeza, pero en ocasiones no es fácil acceder o por qué se encuentra oculta o dentro de la propia estructura sostenida. 

Retirar con Amoladora radial

Usando un disco de corte y la amoladora perpendicular al botador del roblón. En algunas ocasiones este procedimiento no es posible por el ángulo o disposición de la piezas. En ese caso se usa el siguiente método.

Corte de la cabeza del remache en una silla de aluminio.

Retirar con Taladro y broca

Es la herramienta más eficaz para deteriorar la unión. La principal precaución es conocer el tamaño del orificio para no agrandar el agujero de la pieza a desunir.

Quitar remaches taladrando el vástago.

No se han desarrollado una herramientas eficaz como la broca para quitar remaches y las que han aparecido siguen este principio. Taladrar a través del vástago.

Con cincel

No por rudimentario menos efectivo, cuando no es cuenta con herramientas o el acceso es imposible para herramientas eléctricas, un reiterado golpeteo en sentido longitudinal a la cabeza logra cizallar la pieza de unión.

Corte del remache con martillo y formón.

Encontraremos muchos tipos de remaches y herramientas para instalarlos, pocas para quitarlos y en este vídeo intentamos mostrar 3 formas de quitar remaches de aluminio sin romper las piezas unidas.

Retirar remaches de sillas de playa – El puaf

Encuentra más vídeos y tutoriales en los siguientes enlaces:

There is a Mobile Optimized version of this page (AMP). Open Mobile Version.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *